Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

La enfermedad, mal carácter, adicciones ¿son hereditarias?

imagesCAECF9RX

 Todo el mundo me dice, “SOS igual a tu madre”…otros han observado: “caminas igual a tu abuela …

Yo me veo con el carácter de mi papá y físicamente a mi mamá y no quiero ser chueca como mi abuela!.

Los estudiosos dicen que el ADN que llevamos todos en la sangre es el compuesto que hace que heredemos características personales de nuestros padres o antepasados.

La pregunta es: ¿Qué es lo que heredé de mis antepasados?

Si es algo bueno, nos podemos enorgullecer de llevar tal característica o apellido.

Pero si es algo malo, como una enfermedad, un mal carácter, adiciones ¿Son hereditarias?

 

 ¿Qué hacemos ante eso, como nos libramos, es verdaderamente nuestro?

Santiago 1:17

“Toda buena dádiva y todo don perfecto desciende de lo alto, del Padre de las luces, en el cual no hay mudanza, ni sombra de variación”.

 

Todo lo bueno que heredamos de nuestros padres, es un regalo de parte de Dios, dado a nuestras vidas y la de nuestros padres y ancestros.

 

Lo malo no nace en Dios, ni en nada que tenga que ver con Dios, sino todo lo contrario, es del enemigo de nuestras almas, el diablo.

Desde el inicio de la creación ha querido destruir la imagen de Dios en nuestras vidas a través del pecado, por eso hoy vemos a personas llenas de maldiciones, como tabaquismo, drogadiccion, mal carácter, etc…  

Dios creó al hombre y le dio su misma  imagen y semejanza…

O sea que el primer hombre: Adán…”heredó” de Dios los mismos rasgos de su Padre celestial. 

 Hoy hay personas que se culpan a si mismas por pensamientos malos o impuros, por reacciones que pensaban que no tenían, y hasta de enfermedades que vienen de familia, y esa es la mentira mas grande que Satanás ha ideado contra el hombre para hacerlo  creer que todo lo ha heredado de sus padres y estos de los suyos y así… pero es una mentira bien montada, porque si tu crees que has heredado de tus padres estas cosas malas, quizás padezcas a causa de ellas por no saber solucionarlas, por no poder encontrar salida, o por no encontrar el motivo ante tanto mal.

Como creer que la diabetes se hereda, entonces te resignas a hacer tratamientos para paliar tal enfermedad, y vives encarcelada/o en la enfermedad llamada “diabetes” por el resto de tu vida y hasta puedes perder la vida por ello.

Pero la verdad es que Jesucristo hizo nueva todas las cosas y El puede hacer nueva toda tu vida, no importa si tu familia haya tenido tal o cual actitud, enfermedad, adicción, si tu crees en el Señor Jesucristo y le invitas a vivir en tu corazón, Jesús hará todo nuevo en tu vida. Un nuevo corazón, una nueva mente, una nueva Salud. Porque dice que en el no hay  sombra de variación…no cambia…es inmutable…eso quiere decir que si creo al primer Adán según su imagen y su semejanza, lo hará de nuevo a través del segundo Adán, que es Jesucristo; quien murió por el pecado del primero y redimió nuestras vidas para Dios. La condición principal es creer en el Señor Jesucristo como tu Señor y Salvador de tu vida, y a través de su Santo Espíritu te irá transformando a la imagen de su Hijo amado.

 

Mi amigo/a quien quiera que tú estés leyendo esto… solo vas a heredar lo que tú creas… si estás enfermo, con odio, rencor o falta de perdón… has heredado la maldición, pero si has decidido creer en Jesucristo, a Dios padre, y su palabra y tienes viviendo en ti al Espíritu Santo…la herencia que tendrás es esta:

 Isaías 54:17: Ninguna arma forjada contra ti prosperará, y condenarás toda lengua que se levante contra ti en juicio. Esta es la HERENCIA de los siervos de Jehová, y su salvación de mí vendrá, dijo Jehová.

Salmos 16:5: Jehová es la porción de mi HERENCIA y de mi copa.

 Jeremías 51:19: No es como ellos la porción de Jacob; porque él es el Formador de todo, e Israel es el cetro de su HERENCIA; Jehová de los ejércitos es su nombre.

 

Hechos 20:32: Y ahora, hermanos, os encomiendo a Dios, y a la palabra de su gracia, que tiene poder para sobreedificaros y daros HERENCIA con todos los santificados.

 

 Hechos 26:18: para que abras sus ojos, para que se conviertan de las tinieblas a la luz, y de la potestad de Satanás a Dios; para que reciban, por la fe que es en mí, perdón de pecados y HERENCIA entre los santificados.

 

 Efesios 1:18: alumbrando los ojos de vuestro entendimiento, para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su HERENCIA en los santos.

Dios te bendiga… Y “CREE SOLAMENTE”

 



Ultimos comentarios
  1. Marco Gabriel
  2. manuel hugo perez buendia
  3. miguel

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

catorce + dos =

Recibe Ayuda Espiritual y Consejos
para tu vida en tu email totalmente GRATIS: