Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

Soy una persona dificíl de tratar

EA98CE6D5E9DA1B63CD3CDC2DB776¡no quiero ser una persona dificíl de tratar!

Los comentarios y testimonios del artículo anterior, me hicieron ver que también está la otra cara de la moneda…

Dí conmigo: “soy una persona difícil”

En un tiempo yo era una persona intratable, era difícil de tratar porque me frustraba que las cosas no salieran como esperaba, o la mala reacción de otra persona enfurecía más la mía. En fin, era irritable de cualquier manera.

Solía pensar que ser cristiano era ser tonto, ¿Por qué debía callarme y obedecer, ser sumisa y que los malos me pisoteen?, ¿qué gano yo?

Reconocí que necesitaba cambiar algunas de mis actitudes hacia los demás, y me llevó tiempo y esfuerzo, pero me acercó mas a Dios y gané a las personas que me desagradan.

Cuando la Biblia habla de poner los ojos en Jesús, significa ver para adentro… y preguntarme,

  • ¿Qué debo cambiar para ser como Jesús?
  • ¿Cómo eran sus respuestas ante las burlas?
  • ¿Cómo reaccionaba ante gente que pensaba en matarlo?
  • ¿Qué tenía él que la gente que le seguía era mas, que los que no lo querían?

Una de las cosas que debí cambiar era mi forma de contestar! abruptamente y a los gritos, nadie me escuchaba.. por el contrario alejaba a todos!

Proverbios 15:1al 4 “La blanda respuesta quita la ira; Mas la palabra áspera hace subir el furor.
La lengua de los sabios adornará la sabiduría; Mas la boca de los necios hablará sandeces.
Los ojos de Jehová están en todo lugar, Mirando a los malos y a los buenos.
La lengua apacible es árbol de vida; Mas la perversidad de ella es quebrantamiento de espíritu”

 

Ser como Jesús es ser manso no es ser menso, es ser humilde no es ser tonto, saber responder con justas palabras en defensa de las buenas obras y de lo que es correcto. Eso es ser sabio, astuto como serpiente y manso como paloma…

1 Pedro 3:12 “Porque los OJOS del Señor están sobre los justos,
Y sus oídos atentos a sus oraciones;
Pero el rostro del Señor está contra aquellos que hacen el mal.”

Dios está interesado en quien le interese cambiar actitudes malas por buenas.

Cuando te decidas a dejar de ser una persona difícil de tratar y de responder de mala gana, de gritar o contestar groserías, y todo lo que lleve a la mala relación con otras personas, y quieras hacer el bien, aunque falles algunas veces, Dios estárá contigo… porque Sus ojos están atentos a todos tus pensamientos.

En un acto de fé, escribí una lista de malas actitudes que no podía cambiar, oré dando gracias y pidiendo al Señor que cambiara todo eso de mí y luego quemé el papel.

Sé que hay poder en la oración, y la oración eficaz del justo, puede mucho!

Espero te sirva, el ejemplo para que dejes ya de amargar gente que quizás tiene la intención de ayudarte.

Dios te bendiga con paz.



Ultimos comentarios
  1. gloria
  2. yamileth castillo
  3. clara
  4. Katherine
  5. marcelo torrez
  6. alicia
  7. cristian
  8. alejandro
  9. Leonor
  10. ricardo
  11. yamileth castillo
  12. beatriz

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 − 3 =

Recibe Ayuda Espiritual y Consejos
para tu vida en tu email totalmente GRATIS: